“Shakira nos pidió que la representemos en el Bicentenario”: padres de la artista (Entrevista)


Cálidos y emocionados después de experimentar las vivencias de ser los abuelos de Milan, Nidia Ripoll y William Mebarak, padres de Shakira, llegaron esta semana a la ciudad
. Con la ilusión del milagro de la vida latiendo en sus corazones hablaron por primera vez, en exclusiva para EL HERALDO, sobre el nuevo rol de Shakira y Piqué como padres y su participación en la celebración del Bicentenario de Barranquilla como personajes de la ciudad.

P ¿Cuál es la expectativa de Shakira para celebrar el Bicentenario de Barranquilla?
William: Shakira nos pidió que la representemos en el Bicentenario de la ciudad. Ella estaba muy pendiente de esta celebración, porque ella ama su tierra natal y mañana (hoy) enviará un saludo especial para Barranquilla. Ella no pudo venir porque está ocupada con el programa The Voice y otros compromisos.

P ¿Cómo ha sido la experiencia de ser los abuelos de Milan?
Nidia: En este momento me siento la abuela más feliz del mundo. El mundo entero conoce a Milan y para mí eso ha sido un orgullo y satisfacción grande. No pensé que la gente quisiera tanto a Shaki, porque si me preguntan tanto por Milan es por Shakira y por Piqué, quien también es una figura internacional (risas). Para mí es el bebé más bello del mundo. Estoy enamorada de él porque es como mi oxígeno. Hasta siento que me rejuveneció.
W Yo agrego que Nidia es la abuela más loca del mundo (risas). Fue un nieto muy esperado porque en la relación anterior no se produjo ese nieto que estábamos deseando y ahora se cumplieron los deseos de Shakira, de nosotros y de muchas personas, que Shakira tuviera un descendiente.

P ¿En qué ha cambiado la rutina cotidiana de Shakira al ser madre?

N Shakira no ha dejado de hacer ejercicio nunca. Ella practica Zumba y después de todo este proceso está a la línea. Shakira siempre come muy sano y sus ejercicios los sigue con mucha voluntad y sabe que se debe a su público. Se recuperó muy rápido. Ahora, siendo madre, me espanta la disciplina que tiene y cómo tiene su vida tan organizada. Shakira, por ejemplo, si está haciendo ejercicio o tiene una reunión a las once o doce de la noche, antes de acostarse da seno al niño para poder dormir un poco más hasta el día siguiente. Shakira es una gran mamá. Ella siempre ha sido disciplinada, si no fuera así no hubiera podido con este ritmo de vida tan bárbaro que tiene. Cuando está Piqué, si no hay nada que hacer (risas), ella siempre lo acompaña.

P ¿Cómo ha sido la experiencia de Gerard Piqué como papá?
W Piqué está enloquecido con su hijo. Lo besa y lo besa. Él lo cambia y lo baña si tiene la oportunidad de hacerlo. Si Shakira tiene que ir a un control médico o a una reunión, él se queda con el niño toda una tarde. Lo duerme y comparte con él. Es un papá grado A. Piqué como papá me superó a mí (risas).

P ¿Shakira quiere volver a ser mamá?
N A ella le fascina ser mamá y quisiera volver a ser madre, pero no puede por los compromisos tan grandes que tiene y no los puede eludir porque son responsabilidades que tiene con anticipación.

P ¿Cómo es la relación con los padres de Piqué, suegros de Shakira?
N Son unos suegros extraordinarios, muy amigos de Shaki y siempre están presentes cuando ella los necesita. Ayudan mucho con el bebé. Mejores no han podido ser porque la aman. Para mí es una ventaja muy grande que Shakira tenga suegros como ellos y sé que está bien acompañada.
W La mamá de Piqué es neuróloga, una mujer extraordinaria, sencilla y muy inteligente, muy familiar y el papá de Piqué también. Hemos caído bien y ellos nos han caído bien a nosotros.

P ¿Ustedes intervinieron en la escogencia del nombre de Milan?
W Todo lo contrario, allí hubo una controversia. Yo le sugerí un nombre pensando en la modulación del sonido del apellido para que sonara fuerte y combinara con el de Piqué, le sugerí Eric Piqué. Pero Milan suena muy bien y no se le olvida a nadie y también solo hay un Milan conocido en el mundo, que es el escritor Milan Kundera.

P ¿Qué regalo especial ha recibido Milan de parte de sus abuelos?
N Yo le llevé una cantidad de cosas. Shakira está haciendo un álbum de Milan, lo mismo que yo hice con ella. Registra en el álbum, por ejemplo, cuando diga la primera palabra, que cuándo sonrió el bebé y todos esos detalles, y le compré cositas de varias tiendas de la ciudad.

P ¿Cómo recuerdan la Barranquilla del pasado?
N A mí me tocó la época cuando los niños jugaban en las calles y todo el mundo se sentaba en las aceras. Los chicos jugando muertos de sed y tomaban de la llave que estaba en los jardines. No había rejas. Se bañaban en el aguacero. Todos en la cuadra se conocían y todo el mundo era amigo de todos.
W Uno podía salir de noche a cine y regresar a las once caminando por las calles. Y a veces hasta se dormía con las puertas abiertas. Y la gente se sentaba en las terrazas de las casas a conversar.

P ¿Cómo ven proyectada la ciudad en este Bicentenario?
W Yo proyecto a Barranquilla con un crecimiento en todos los sentidos. Creo que la clase política tiene que despertar y eso será la clave. Nosotros, que hemos viajado mucho, hemos visto cómo progresan otras ciudades en el mundo y comparamos con unos aspectos que en Barranquilla todavía están atrasados; así Barranquilla no puede vivir. La ciudad tiene que progresar en forma uniforme y con más justicia social, y todo eso depende de la clase política y de los administradores de lo público. Más justicia para Barranquilla. Barranquilla no tiene vida propia, y ella espera eso. Es como si fuera una persona que estuviera esperando la ayuda. Si Bogotá adolece la falta de un Metro, en Barranquilla, dentro de cien años, estaremos hablando del Metro y todavía no estará listo, porque un Metro es la solución para el transporte masivo de una ciudad, y tiene bajo costo.

P ¿Cómo ve el futuro de Shakira?
N Yo quisiera que ella no trabajara tanto, que ya estuviera más tiempo con nosotros, pero no se puede todavía por los compromisos. Pero siempre he creído en mi hija y he sido optimista. Pienso que continuará con éxito, todo de la mano de Dios.

elheraldo.co